¿Berrinche o crisis emocional?

¿Te ha pasado? En la línea de la caja del súper, en el restaurante, en la calle. Tu hijo(a) llora como si tuviera un altavoz integrado, no entiende tus razones, tal vez patalea y por si fuera poco, todos te voltean a ver con cara de desaprobación (o eso es lo que sientes). Antes que nada respira y conserva la calma, porque tu forma de reaccionar es lo primero que tu hijo va a percibir y reproducir.

Primero, es importante que distingas entre un berrinche y una crisis emocional.
Un berrinche suele ocurrir cuando el niño siente que pierde la atención deseada. Por ejemplo, no fue el primero en pegarle a la piñata, o pusiste más atención a su hermana; si no le compraste el jugete que demanda, etc. Tu hijo podría detener sorpresivamente su berrinche cuando obtiene lo que busca.

Una crisis emocional es una reacción a situaciones donde se siente abrumado, donde no tiene control sobre ellas, como una multitud, el ruido intenso, un largo día de compras, o situaciones donde tiene que procesar demasiada información (visual, auditiva, o de cualquier tipo) y no sabe reaccionar.

En tanto que las razones son diferentes, en ambos casos debes mantener la calma, pero identificar su origen y tratarlos distinto.
Para contener un berrinche, con voz tranquila pero firme, debes explicarle que en cuanto termines de hacer “x”, será su turno y que antes deberá dejar de gritar y llorar. Ten paciencia, tardará en ceder pero eventualmente dejará de hacerlo cuando se de cuenta que no tendrá tu atención de ese modo.

Para contener una crisis, lo recomendable es invitarlo a salir del lugar que le generó la sensación de abrumación, sentarse con él unos minutos. Sin demasiadas palabras y de forma reconfortante, dejar que se tranquilice. En otro momento permítele expresar qué fue lo que lo hizo sentir así.

Recuerda que el éxito radica en la paciencia que tengas, ser constante y consistente.

#FeliceshaciaelFuturo #TipsFelices
#Guardería y #JardíndeNiños
Informes: 5658-1274
www.felicesalfuturo.edu.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *